100 AÑOS DEL CENTRO MUTUALISTA ZARAGOZA

0
614
Centenario del Centro Mutualista

TIJUANA BC, 15 de agosto de 2021.-El Benemérito Centro Mutualista Zaragoza, llegó a sus 100 aniversario y con ello, se continua una página más en el devenir histórico de nuestra frontera, partiendo de las raíces principales de cualquier comunidad, la sociedad que la conforma.
El centenario de dicho centro social, va mucho más allá de su presencia física, considerando que desde su integración en el año 1921, y de acuerdo a la apreciación del historiador tijuanense, José Gabriel Rivera Delgado; la actividad que se suscita en el inmueble desde siempre, conlleva una carga cultural, cívica, una fraternidad humana y ayuda mutua entre las familias que la conforman.
Así, este 14 de agosto de 2021 con un centenar de años de historia, cabe bien distinguir a la misma como una precursora del arraigo de la identidad tijuanense, si tomamos en cuenta que en la actualidad existen alrededor de 20 sociedades mutualistas en nuestra demarcación. Etimológicamente el mutualismo en su significado y práctica es claro y congruente, y de acuerdo a la definición de Rivera Delgado, «el mutualismo se trata de una benéfica forma de asociación en la que los miembros, además de prestarse ayuda mutua para la satisfacción de ciertas
necesidades vitales»; quienes además tienen oportunidad de contar con un espacio para el esparcimiento personal y de los integrantes de sus familias; cuyo lema lleva implícito su visión y misión de existir: «Todos para uno y uno para todos».
Como lo señalo al inicio de este texto, a raíz de la existencia de este centro cívico y cultural, emanan otras importantísimas actividades, que de alguna forma fueron moldeando particularidades en la población tijuanense, sobre todo en quienes a lo largo de estos 100 años han venido integrando una sociedad creativa e inquieta. De ahí que durante décadas hayan contado con la edición mensual de la Revista «El Mutualista», cuyo ejemplar de agosto de 1957 señala entre otras cosas que «la fundación del Benemérito Mutualista se debe no solo a la crear una sociedad de ayuda mutua, sino para hacer resaltar que existían personas dignas en medio del maremagnum que imperaba en aquellas épocas», refiriéndose básicamente a la etapa de la ley seca y a la dinámica que a raíz de la misma se desarrollo en nuestra frontera, una Tijuana nocturna con gran cantidad de centros de diversión y entretenimiento que satisfacía por mucho los placeres de un turismo vecino y extranjero.
Cabe señalar que la existencia del Mutualismo en Tijuana en 1921, tiene como antecedente la existencia de otros entes similares en Santa Rosalía, BCS, y el puerto de Ensenada en 1919 y 1921, respectivamente, todos basados en la practica del apoyo recíproco.
Sus fundadores Conrado García, Emilio Garmendia, Gregorio Castillo, Francisco Valdez y Manuel B. García; se basaron en los lineamientos, bases, objetivos y metas del Mutualista de Ensenada, personalidades que a su vez integraron la primera mesa directiva del centro; acompañados de Trino Beltrán y G.G. Álvarez en los tempranos años veinte.
Así, el hecho de que este centro se haya convertido en la primera asociación social de la ciudad, es un referente innegable de sus entonces habitantes por generar un ambiente basado en actividades recreativas, sociales, deportivas y culturales para sus familias, a contrapelo de la dinámica turística que, como resultado de la ley seca se vivía en Tijuana.
Por otro lado, al paso del tiempo el inmueble del Centro Mutualista sufrió cambios genéricos que le fueron sumando a la actividad de la asociación. Así lo que empezó como un cuarto de madera que en sus inicios sirvió de albergue para sus socios, ya para a mediados de la década de los veinte contaba con un salón de evento con foro teatro, por lo que para 1945 se vieron en la posibilidad de inaugurar el Teatro Zaragoza, mismo que hoy en día se encuentra en proceso de restauración. Y ya para la década de los años cincuenta el edificio fue ampliado con el fin de instalar físicamente un área administrativa, un salón para festejos, un casino y una biblioteca.
La fecha histórica y de celebración más importante a lo largo de toda su historia, ha sido el Cinco de Mayo, considerando que del triunfador de esa batalla surge el nombre del centro; el general Ignacio Zaragoza.
Ya para los años setenta, el Benemérito Centro fue sede de dos simposios de historia cuyo fin era definir la fecha de fundación de la ciudad, definición que se dio a raíz de las mesas de trabajo, en las que el señor Magdaleno Robles Sánchez y su ponencia sustentaron la fecha de fundación de Tijuana, quien por su meritoria aportación fue nombrado como el Primer Cronista de la ciudad.
Finalmente, cabe destacar que la actividad de este centro ha tenido tal injerencia en la historia y dinámica de la ciudad, que la Calle E fue designada como Avenida Mutualismo en 1952

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here